Más que palabras

Riesgos laborales derivados de la manipulación de amianto

manipulacion de amianto

En los últimos años, una de las exigencias más urgentes de los trabajadores ha sido la adecuación de los ambientes laborales a condiciones idóneas, que le permitan a estos desempeñarse en un entorno que no suponga un riesgo para su salud. En relación con ello, uno de los casos de mayor impacto acerca del tema, está relacionado con la muerte de un mecánico a causa de un adenocarcinoma pulmonar originado por la manipulación de amianto que este realizaba.

En el mencionado caso, las investigaciones permitieron evidenciar que, aunque en la estructura del taller no había presencia de amianto, el mecánico sí manipulaba este peligroso material que se encuentra presente en los frenos y embriagues de la totalidad de vehículos fabricados antes de los años 90.

Y a esta realidad se exponen muchas personas en sus lugares de trabajo, cuando al manipular el amianto se arriesgan a contraer asbestosis, sufrir derrames pleurales, enfermedad pulmonar obstructiva crónica o complicarse y convertirse en cáncer de pulmón. Dada la gravedad de tales afecciones, es inaceptable que una empresa no se responsabilice por la seguridad de sus empleados.

Si el derecho no se respeta, debe ser exigido

Una realidad lamentable a la que los empleados se han enfrentado desde que existe el trabajo, es a tener que luchar por sus derechos. Y pese a que en la actualidad estos son reconocidos en los diferentes instrumentos normativos, todavía hoy deben enfrentarse a abusos y omisiones por parte de las empresas que intentan burlar al sistema, vulnerando tales garantías.

En este sentido, han sido las constantes exigencias de los trabajadores, lo que ha permitido que hoy se publiquen cifras más reales de la cantidad de casos registrados de personas que padecen cáncer o asbestosis como consecuencia de la manipulación del amianto, por tanto, aunque resulte una lucha desigual, es menester mantenerla.

De igual forma, es fundamental cumplir cabalmente con las medidas de protección que se establecen en los manuales de seguridad, porque la negligencia en el cumplimiento de estas también puede ser la causa de la exposición a tales riesgos. Así que, pongamos de nuestra parte para  evitar agravar el problema.

Etiquetado en:

Deja una respuesta